Técnica

¿Qué son las baterías termofotovoltaicas?

Rate this post

Las baterías termofotovoltaicas ofrecen una solución prometedora para la gestión y almacenamiento de energía en sistemas termofotovoltaicos, permitiendo la producción continua de electricidad incluso en ausencia de luz solar directa. 

Además, al integrar la capacidad de almacenamiento directamente en el proceso de conversión de energía, se simplifica la infraestructura requerida y se mejora la eficiencia global del sistema.

En este artículo te explicaremos más acerca de las baterías termofotovoltaicas, cómo funcionan y la última innovación.

Índice

  1. ¿Qué son las baterías termofotovoltaicas?
  2. ¿Cómo funcionan las baterías termofotovoltaicas?
  3. Batería termofotovoltaica de calor latente 
  4. Aplicaciones termofotovoltaicas

1. ¿Qué son las baterías termofotovoltaicas?

Las baterías termofotovoltaicas son un tipo de sistema de almacenamiento de energía que utiliza la generación excedente de energías renovables intermitentes, como la solar o eólica.

Este proceso de fusión almacena energía en forma de calor latente, que puede ser recuperada posteriormente como electricidad utilizando células fotovoltaicas. 

Estas baterías ofrecen una eficiencia de conversión de energía más alta que las tecnologías convencionales y pueden almacenar grandes cantidades de energía a un costo significativamente más bajo.

2. ¿Cómo funcionan las baterías termofotovoltaicas?

Las baterías termofotovoltaicas son dispositivos que convierten el calor en electricidad utilizando la radiación térmica de alta temperatura. Funcionan mediante el uso de materiales termoeléctricos que generan una corriente eléctrica cuando se someten a una diferencia de temperatura. 

Estas baterías pueden ser útiles en aplicaciones donde hay una fuente de calor constante disponible, como en sistemas de generación de energía solar concentrada, o en situaciones donde se necesite aprovechar el calor residual de procesos industriales.

3. Batería termofotovoltaica de calor latente 

Una batería termofotovoltaica de calor latente es un tipo de dispositivo que utiliza materiales de cambio de fase para convertir el calor en electricidad. 

En lugar de depender únicamente de materiales termoeléctricos, como en las baterías termofotovoltaicas convencionales, estas baterías incorporan materiales que experimentan un cambio de fase (generalmente de sólido a líquido) cuando se calientan. 

Este cambio de fase absorbe una gran cantidad de calor latente, lo que permite almacenar energía térmica de manera eficiente.

Cuando el material cambia de fase, la energía térmica almacenada se puede liberar gradualmente, lo que permite mantener una fuente de calor constante para alimentar las células fotovoltaicas y generar electricidad de manera continua. 

Este proceso proporciona una forma de almacenar energía térmica durante períodos de baja demanda y liberarla cuando sea necesario, lo que puede mejorar la eficiencia y la utilidad de los sistemas de generación de energía solar concentrada.

Aplicaciones de las Baterías Termofotovoltaicas

Las baterías termofotovoltaicas pueden ser utilizadas en diversas aplicaciones, incluyendo:

  • Integración en Redes Eléctricas: Para balancear la oferta y la demanda de electricidad, especialmente en redes que dependen en gran medida de fuentes renovables intermitentes.
  • Almacenamiento de Energía a Gran Escala: En plantas de energía solar y eólica, para almacenar el exceso de producción y garantizar un suministro constante.
  • Sistemas Autónomos de Energía: En comunidades aisladas o sistemas autónomos donde se requiere una gestión eficiente del almacenamiento y la conversión de energía.
  • Almacenamiento Residencial y Comercial: Para hogares y negocios que buscan maximizar el uso de energía renovable y reducir la dependencia de la red eléctrica convencional.

Conclusión

La energía termofotovoltaica, especialmente a través de tecnologías como las baterías termofotovoltaicas de calor latente, representa una fascinante convergencia entre la captura de calor y la conversión directa de este en electricidad. 

Estas tecnologías ofrecen una solución prometedora para abordar los desafíos de almacenamiento y aprovechamiento de la energía térmica, especialmente en aplicaciones donde hay una fuente de calor constante disponible, como en sistemas de energía solar concentrada.

Si quieres conocer más de la energía fotovoltaica, visita nuestro blog.